Cuando surgen problemas de educación de los hijos, dificultades escolares, bajo rendimiento académico, falta de motivación hacia los estudios, disminución del ritmo en los estudios, etc, es importante comprender qué esta pasando, qué herramientas tenemos para afrontarlo y encontrar la solución más rápida y viable para cada caso. La psicopedagogía trata estas situaciones educativas.